Impacto de la aprobación del RIGI en energía y minería (proyectos por US$ 80.000 millones)

La reciente aprobación del Régimen de Incentivo a las Grandes Inversiones (RIGI) por parte del Senado ha generado un notable entusiasmo en los mercados y en las empresas de los sectores energético y minero en Argentina. Este régimen, de ser ratificado por la Cámara de Diputados, facilitará inversiones significativas en diversos proyectos, que podrían totalizar alrededor de US$ 80.000 millones en la próxima década.

Image description

El RIGI se aplicará a proyectos en múltiples sectores, incluyendo la forestoindustria, turismo, infraestructura, minería, tecnología, siderurgia, energía, petróleo y gas. Para ser elegibles, las inversiones deben ser de al menos u$s200 millones, con un mínimo del 40% invertido en los primeros dos años. Entre los proyectos más destacados están la construcción de gasoductos y oleoductos, nuevos puertos exportadores, obras relacionadas con el litio y la energía nuclear, parques solares y eólicos, líneas de alta tensión, pozos petroleros y gasíferos, plantas de tratamiento y minas en alta montaña, aeropuertos, emprendimientos turísticos y hoteleros, ampliación de hornos siderúrgicos y plantas petroquímicas, y la instalación de polos tecnológicos para el desarrollo de inteligencia artificial.

Entre los proyectos más relevantes destacan cuatro iniciativas que lideran el sector energético y minero, con inversiones combinadas de US$ 78.400 millones:

Proyecto de Planta de GNL de YPF y Petronas (US$ 10.000 millones): Esta iniciativa incluye la producción de gas en Vaca Muerta, su transporte y licuefacción para la exportación. Se espera que la primera unidad flotante de procesamiento de GNL comience a operar en 2027.

Proyecto Offshore en Mar del Plata (US$  40.000 millones): La exploración y explotación de hidrocarburos a 300 kilómetros de la costa bonaerense podría generar inversiones significativas y crear 125.000 empleos. Este proyecto tiene un gran potencial, comparable al de Vaca Muerta, con la capacidad de producir hasta 2 millones de barriles equivalentes de petróleo.

Proyecto de Hidrógeno Verde de Fortescue (US$ 8.400 millones): Ubicado en Río Negro, este proyecto tiene como objetivo convertir a la región en un polo mundial exportador de hidrógeno verde. Se prevé la producción de 2,2 millones de toneladas anuales para 2050, generando miles de empleos directos e indirectos.

Proyectos de Cobre en San Juan, Catamarca, Salta y Mendoza (US$ 20.000 millones): Seis proyectos de cobre avanzados podrían producir exportaciones anuales de casi US$ 9.000 millones, generando un significativo impacto económico y laboral. Estos proyectos son cruciales para la transición energética, dada la creciente demanda de cobre.

Además de estos grandes proyectos, la Secretaría de Energía de la Nación estima inversiones en exploración y producción de hidrocarburos por US$ 11.400 millones solo en 2024, con un enfoque principal en Vaca Muerta. Este flujo de inversiones subraya el potencial del sector energético argentino y los beneficios que el RIGI podría ofrecer a las compañías involucradas.

La aprobación del RIGI no solo abre nuevas oportunidades para grandes inversiones, sino que también tiene el potencial de transformar la infraestructura energética y minera del país, impulsando el desarrollo económico y tecnológico en múltiples regiones y sectores.

La Planta de GNL, encabezada por YPF y Petronas, se presenta como un pilar fundamental para la estrategia energética del país. Este proyecto, que cuenta con un presupuesto de US$ 10.000 millones, contempla la construcción de una unidad flotante de procesamiento de gas natural licuado en Vaca Muerta. Esta planta, crucial para la exportación de gas a partir de 2027, refuerza la posición de Argentina como un jugador clave en el mercado global de energía. La capacidad proyectada de exportación de 120 mm3/d para la próxima década no solo significará un incremento en las exportaciones energéticas, sino también una notable generación de divisas y empleo.

Por otro lado, el proyecto offshore frente a las costas de Mar del Plata se perfila como uno de los desarrollos más ambiciosos, con una inversión estimada en US$ 40.000 millones. Este proyecto tiene el potencial de transformar la economía local y nacional, similar a lo logrado por los modelos de Brasil y Noruega en sus explotaciones offshore. Con la posible instalación de hasta 24 unidades flotantes de almacenamiento y descarga en su pico de actividad, la producción podría alcanzar los 2 millones de barriles equivalentes de petróleo. Este proyecto no solo ampliaría significativamente la producción de hidrocarburos del país, sino que también fortalecería la capacidad industrial y tecnológica de Argentina, creando una base sólida para el crecimiento económico sostenible a largo plazo.

Tu opinión enriquece este artículo:

Argentina busca escalar al tercer puesto mundial en producción de litio

En los últimos dos años, la Argentina ha triplicado su capacidad para producir carbonato de litio, posicionándose como un actor clave en el mercado global de este mineral. Según un informe de la Cámara Argentina de Empresas Mineras (CAEM), el país cuenta actualmente con cuatro plantas operativas y decenas de proyectos en diversas etapas de desarrollo.

Un informe de Cammesa alerta sobre posibles cortes masivos de luz este verano

Un informe reciente de Cammesa ha generado preocupación en el sector energético argentino, anticipando la posibilidad de cortes masivos de luz durante el próximo verano. Según la compañía que administra el mercado eléctrico mayorista, se espera un pico récord de consumo para febrero de 2025, alcanzando los 30.700 megavatios (MW), más de 1.000 MW por encima del récord histórico registrado este año.

Mar Argentino: dos nuevas áreas offshore devueltas al Estado Nacional

El Gobierno ha autorizado a las empresas Total Austral y BP Exploration a revertir sus áreas CAN 111 y CAN 113, transfiriéndolas nuevamente al Estado Nacional tras un pago superior a los 13 millones de dólares. Esta decisión se produce después de los resultados desfavorables del pozo Argerich, permitiendo así que dos importantes jugadores de la industria se retiren de sus bloques en el Mar Argentino.

Incremento del 48% en exportaciones de petróleo en Argentina (impulsado por Vaca Muerta)

La producción de petróleo en Argentina ha experimentado un notable incremento, con las exportaciones aumentando un 48% en los primeros cinco meses de 2024. Este crecimiento ha sido principalmente impulsado por el desarrollo continuo de Vaca Muerta, el cual ha sostenido un crecimiento significativo en la producción. Según un informe de la consultora Economía & Energía, la producción total de petróleo alcanzó un promedio de 693.000 barriles diarios, con un crecimiento del 7,7% en comparación con el mismo periodo del año anterior.

TGS emite bono internacional por US$ 490 millones (consolidando su posición en el mercado)

La compañía de energía TGS ha logrado una exitosa emisión de un bono internacional por US$ 490 millones, con un costo financiero del 8,75% (cupón del 8,5%) y un plazo de siete años, con vencimiento en 2031. Este logro fue destacado en un comunicado de la empresa, que también reveló haber recibido ofertas por hasta US$ 1.700 millones, lo que demuestra el interés y la confianza del mercado en la compañía.

Neuquén superó los 400.000 barriles de petróleo por día

La provincia de Neuquén ha alcanzado un nuevo récord en su producción de petróleo, registrando en junio una producción diaria de 400.931 barriles, un incremento del 1,76% respecto a mayo y del 24,86% en comparación con junio de 2023. Este logro se atribuye en gran medida al desarrollo del petróleo shale en la cuenca neuquina, donde la extracción no convencional representó el 93,77% de la producción total de petróleo y el 88,55% de la producción total de gas. Las áreas con mayor actividad incluyen Sierras Blancas, Bandurria Sur, Bajada del Palo Oeste, La Calera y Aguada del Chañar.

La industria minera apostará a la implementación de la IA y el reciclado de metales

La 21ª edición del informe “Mine 2024” de PwC revela un panorama mixto para la industria minera global, destacando la necesidad urgente de innovaciones tecnológicas y sostenibilidad en el sector. A pesar de un aumento en la producción en 2023, los ingresos globales disminuyeron un 7% hasta alcanzar los 844.000 millones de dólares, y las utilidades netas cayeron un alarmante 44%, situándose en 89.000 millones de dólares. Las proyecciones para 2024 no son alentadoras, con una expectativa de descenso en ingresos, Ebitda y utilidades netas.